¿Es posible compatibilizar ayuda familiar y trabajo?

La ayuda familiar es un subsidio que consta de un total de 463 euros mensuales hasta un máximo de 30 meses. Este está destinado a aquellas personas en situación de desempleo que tienen responsabilidades familiares, que no tienen ningún tipo de renta y que ya han agotado, totalmente, la prestación por desempleo o no pueden optar a ella por no poder solicitarla al no llegar al año cotizado. 

Aunque muchas personas la confunden, el subsidio de ayuda familiar es distinto al subsidio por desempleo, al que sí tienen acceso las personas que tienen más de un año cotizado en la Seguridad Social. Además, los requisitos para solicitarlos son diferentes. A esta ayuda familiar se puede acceder si tienes un mínimo de 90 días cotizados y, además, tienes responsabilidades familiares.

Así pues, se trata de una ayuda que se destina a aquellas familias en situación de vulnerabilidad económica. Además, las Administraciones Públicas se encargan de desplegar los mecanismos necesarios para que la puedan solicitar aquellos hogares que más lo necesitan. Es decir, para otorgar esta ayuda, el Estado se debe asegurar de que existe voluntad de encontrar un empleo. 

¿Qué requisitos se deben cumplir para acceder a la ayuda familiar?

Por ello, entre los requisitos que se deben cumplir para poder tener acceso a esta ayuda familiar, se debe haber agotado la prestación por desempleo. Además, la persona solicitante debe encontrarse en situación de desempleo e inscrita como demandante de empleo. También debe contar con responsabilidades familiares, como hijos menores de 26 años, cónyuge o hijos incapacitados a su cargo. Así como tampoco debe tener acceso al subsidio por desempleo. 

Asimismo, la unidad familiar, tampoco puede disponer de una renta superior al 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) por persona. Por ello, si dispone de una renta superior a 810 euros por persona que forma parte de la unidad familiar, se pierde el derecho a recibir esta ayuda. De hecho, la Administración calcula las rentas totales de todos los miembros de la unidad familiar para asegurarse de que no supera esta cifra. 

Es decir, el cálculo se realiza sumando todos los ingresos mensuales de los miembros que conforman la unidad familiar y divide el resultado entre el número de miembros que forman parte de la familia. Si el cálculo supera la cantidad del 75% del SMI, se pierde el derecho a mantener esta ayuda familiar. 

¿Durante cuánto tiempo se puede percibir esta ayuda familiar?

Por norma general, la ayuda familiar se puede cobrar hasta un máximo de 18 meses en tres bloques de 6 meses. Es decir, primeramente, cobras 6 meses y, si sigues necesitando la ayuda, puedes renovarlos dos veces más hasta cumplir los 18 meses. Sin embargo, existen algunos casos particulares que permiten alargarlo durante más tiempo.

Por ejemplo, para los desempleados menores de 45 años que hayan agotado una prestación contributiva de, como mínimo, 6 meses, pueden renovar una vez más, hasta cumplir los 24 meses. Para aquellos que sean mayores de 45 años, en las mismas condiciones que los anteriores y que hayan agotado una prestación contributiva de 4 meses, también pueden optar hasta un total de 24 meses. 

El caso en que esta ayuda se puede alargar durante más tiempo es cuando se concede a desempleados mayores de 45 años, con responsabilidades familiares y que hayan agotado una prestación contributiva de, al menos, 6 meses. En este caso, estas personas pueden disfrutar de dos prórrogas más de 6 meses, con un total de cuatro prórrogas. Es decir, pueden llegar a percibir esta ayuda hasta un máximo de 30 meses. 

¿Se puede cobrar subsidio y trabajar a media jornada?

Muchas personas que están cobrando el subsidio de ayuda familiar o por desempleo se preguntan si se puede cobrar esta cantidad y trabajar a media jornada. La respuesta es que se puede compatibilizar únicamente el subsidio por desempleo con un trabajo por cuenta ajena a tiempo parcial. 

Puede parecer un poco extraño ya que, aunque no se cumple con la condición de desempleado, el trabajador a tiempo parcial que también percibe esta prestación por desempleo debe estar sujeto a ciertas condiciones y obligaciones, así como debe cumplir ciertos requisitos que vamos a ver a continuación.

¿Qué requisitos existen para cobrar un subsidio por desempleo y trabajar a media jornada?

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) ofrece dos posibilidades a los trabajadores y trabajadoras que se encuentran en esta situación. Es decir, les da la opción de seguir cobrando la ayuda o paralizarla para seguir apercibiéndole cuando termine el contrato laboral. 

En el caso de que el trabajador decida seguir cobrando la ayuda, puede cobrar el subsidio por desempleo hasta que lo agote por completo. En caso de paralizarla, esta queda congelada y se puede reactivar en el caso de que el contrato a media jornada finalice. 

En este caso, el SEPE pide, como principal requisito para compatibilizar esta prestación con un trabajo a media jornada que los ingresos mensuales del trabajador no superen el 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), que se sitúa, desde 2023, en 810€. En el caso de superar esta cantidad a media jornada, automáticamente, se pierde el derecho a cobrar el subsidio. Lo mismo ocurre al aceptar un trabajo a jornada completa, ya que se entiende que se superaría esta cantidad. 

Asimismo, otros requisitos que pide este organismo es que, pese a estar trabajando a media jornada, los trabajadores sigan estando inscritos como demandantes de empleo. También es necesario acudir a los cursos de formación o las entrevistas de trabajo que se consigan a través del SEPE. 

¿Cuál es la cuantía del subsidio si se compatibiliza con un trabajo a media jornada?

Este 2023 el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) se sitúa en torno a los 600€ mensuales, que coincide, de media, con lo que se cobra con la prestación de desempleo. El subsidio, que es una prestación por desempleo del 80% del IPREM, se encuentra, actualmente, en torno a los 480€ mensuales. 

Si estás trabajando a media jornada, debes saber que no vas a cobrar tampoco el 100% del subsidio por desempleo, sino el 50% de su importe. Por ello, si en 2023 esta cantidad son 480 euros mensuales, en la actualidad cobrarías 240€ de subsidio por desempleo. 

Así pues, si trabajando a media jornada percibes un salario de 600€ mensuales, debes sumar los 240€ de la prestación. De esta manera, en total, tu salario sería de 840€ mensuales. Recuerda que, como hemos comentado anteriormente, si el salario que percibes en tu trabajo a media jornada es superior a 810€, perderías el derecho a percibir dicha prestación. 

Ayudas para trabajadores de media jornada que puedes pedir

La única “ayuda” que pueden solicitar los trabajadores a media jornada es el subsidio por desempleo. Y, como hemos visto, las personas solicitantes, deben cumplir con una serie de requisitos. Al margen de esta, no existe ningún otro tipo de ayuda que puedan pedir aquellas personas que se encuentren trabajando a media jornada en la actualidad. El salario máximo percibido al mes, en este caso, no puede ser superior al 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI). 

Así pues, no es posible compatibilizar la ayuda familiar y el trabajo a media jornada ni de ningún tipo. Esto se debe a que, para acceder a esta prestación, es necesario cumplir también una serie de requisitos, como hemos nombrado anteriormente. Entre ellos el SEPE es muy claro al respecto, ya que es imprescindible encontrarse en situación de desempleo para poder percibir la cuantía. 

No obstante, si percibes otros tipos de ingresos o rentas que no sean el resultado de la actividad laboral, puedes seguir percibiendo esta ayuda. Esto sí, esto también está sujeto a condiciones, ya que, si tu unidad familiar supera los 810 euros por persona, pierdes de manera automática el derecho a cobrar esta prestación. 

Esperamos que este artículo te haya servido para conocer más en profundidad el funcionamiento de las prestaciones de subsidio de ayuda familiar y por desempleo. De esta manera, si actualmente, te encuentras en una situación de necesidad y cumples las condiciones necesarias, puedes solicitar la ayuda familiar o puedes compatibilizar el subsidio por desempleo con un trabajo a tiempo parcial para poder llegar a fin de mes de una manera un poco más holgada.

Total
0
Shares
Artículos que te pueden interesar